Comorbilidad

Se denomina comorbilidad a los trastornos psiquiátricos o del aprendizaje que coexisten con el diagnóstico de TDAH.

Más del 80% de los diagnosticados de TDAH presentan, al menos, un trastorno asociado.

El TDAH es un factor de riesgo para la aparición o persistencia de algunos de los siguientes trastornos, (ordenados de mayor a menor frecuencia comórbida):

  1. Trastorno de la conducta: conductas inadaptadas que violan normas, reglas y derechos de los demás. Lo que repercute en un riesgo de desajuste y rechazo social.
  2. Trastorno negativista desafiante: No obedece órdenes, hace lo contrario de lo que le dicen, etc.
  3. Dificultades de aprendizaje: problemas de lectura (dislexia), escritura (disgrafía), cálculo (discalculia), del leguaje, etc.
  4. Trastorno de ansiedad: fobias, separación, trastorno obsesivo compulsivo, etc.
  5. Trastornos de coordinación: torpeza en psicomotricidad fina por impulsividad, hipotonía generalizada, etc.
  6. Trastorno de TICs.
  7. Trastornos depresivos y Trastornos afectivos: irritabilidad, desmoralización, baja autoestima, falta de energía, somatizaciones, etc.
  8. Retraso Mental.

 

Volver al índice